Cuidado Para Perros Cuando Hace Calor (Dog Care in Hot Weather)

You are here

CONSIDERACIONES GENERALES

Un perro es más feliz si es permitido vivir y crecer en el hogar de su dueño y recibir el amor y compañerismo necesario. Obligando a vivir a una mascota una vida solitaria, afuera, conlleva al aburrimiento. Un perro aburrido es frecuentemente un animal problemático, dispuesto a ladrar, masticar/morder objetos, y hacer otras travesuras.

Un perro es social por naturaleza y crece mejor teniendo una vida activa, como miembro de una unidad familiar. Estar solo es una condición no natural para perros. Ellos tienen necesidad de socializar. Los humanos constituyen la fuente primaria de compañía social, remplazando la original jauría de perros que anteriormente proveía esta necesaria atención.

Muchos perros, excepto las razas pequeñas, perros muy jóvenes, perros con pelo muy corto y perros viejos o enfermos pueden adaptarse a vivir afuera si se les provee y reciben la comida, albergue y atención necesaria. Todos los perros deben de mantenerse en temperaturas cómodas, con alimentos y agua limpia, en alrededores limpios.

Si un perro se mantiene afuera, consideraciones especiales deben de ser tomadas antes de comprar un albergue o casa de perro, dependiendo el tamaño del animal.

El techo debe de ser entre 2 a 3 pulgadas mas alto que la parte mas alta del perro al estar sentado. El interior debe de proveer 36 pulgadas cuadradas de espacio por cada pulgada de la altura del perro, de la punta de los hombros al piso. (Ejemplo: un perro de 20” pulgadas de alto necesita 720 pulgadas cuadradas de espacio de piso, 20" X 36" = 720 pulgadas cuadradas.)

La casa de perro o albergue debe estar protegida del viento, con la puerta viendo del este al sur. La entrada debe de estar al lado del centro para que el perro pueda acostarse en una esquina dentro de su casa, protegido de la brisa y el viento.

En la esquina protegida de la casa de perro se deberá proveer una caja con sabanas que constituirán el nido del perro. El techo deberá poder ser levantado para permitir ventilación en el clima caliente y facilidad de limpieza. El techo deberá ser mas largo que la casa en la parte de enfrente para proveer una área con sombra y cobertura del sol y de la misma manera protegerá la entrada en el clima frió. Durante el clima frió, la entrada deberá ser cubierta con una solapa de plástico duro o de lona fuerte.

El techo deberá de estar un poco inclinado para poder drenarse. Deberá de estar situado en una localidad alta bien drenada. Deberá de tener sabanas limpias en todo momento. Una bolsa de tela llena de papel periódico, paja, pedazos finos de cedro o pino puede ser utilizado y se pueden cambiar y lavar la bolsa de tela con frecuencia manteniendo el material de adentro de la bolsa limpio y fresco.

El albergue o casa de perro puede ser construido de una variedad de materiales, como plywood de exterior, barriles de madera, heno o paja embalan, barriles, etc. Cuando este terminado, el interior deberá permitir que el animal se siente, de vuelta, y se acueste. El animal deberá mantenerse seco y caliente y poder escaparse de los rayos directos del sol de afuera.

Recuerde – el albergue o casa de perro es para dormir y poder escapar de los climas extremos – no para vivir. El interior debe de proveer un área cómoda y protegida del viento. No construya la casa muy grande, o no permitirá que la temperatura del perro mantenga el aire a su alrededor caliente.

El color es importante, un albergue o casa obscura absorbe el calor; lo cual es bueno durante el invierno, pero desastroso y mortal en el verano. Una casa de color claro refleja el calor en el verano, pero no absorberá el calor en el invierno. Use un color mediano, como verde, o considere un color reversible en el techo – negro de un lado para el invierno y blanco del otro para el verano.

Un albergue o casa de perro debe de estar levantado del piso en una plataforma para evitar la humedad o los deslices de agua hacia adentro de la casa durante lluvias fuertes. Ningún perro deberá tener que vivir o caminar en áreas inundadas, lodosas, o enlodadas! El albergue o casa deberá de limpiarse por lo menos una vez al mes, mientras que las áreas del alrededor de la casa deberán de limpiarse diariamente, o parásitos intestinales y microorganismos pueden crecer y causar enfermedades.

Los perros deben de tener agua limpia, fresca, que se debe de cambiar con frecuencia. Problemas comunes incluyen: utilizar contenedores muy pequeños, que no están anclados o sostenidos al piso, y pueden caerse o voltearse fácilmente, contenedores de metal que se dejan en el sol hasta que el agua llega a estar demasiado caliente para tomar, y agua congelada.

Enterrar el contenedor del agua del perro a la mitad de su medida mantiene el agua mas fresca y es menos fácil que se de vuelta mientras que el dueño no se encuentre en casa. Soluciones para que el contenedor de agua no se de vuelta incluyen: anclar o amarrar el contenedor plástico de 5 galones a una cerca, a un palo, a el albergue o casa de perro; meter un objeto pesado como una botella de leche adentro del contenedor para brindarle mas estabilidad, o meter el contenedor de agua adentro de dos llantas de carro de deporte. Cuando sea posible, poner el agua en la sombra durante el verano y en el sol durante el invierno.

Si el perro no se mantiene en un jardín rodeado de cerca – la situación de preferencia para un perro que se mantiene afuera – deberá de mantenerse en un área cercada de por lo menos 4 a 6 pies de ancho y 8 a 12 pies de largo), y deberá de ser sacado para hacer ejercicios mas allá de su área por su dueño. Si el animal es mantenido amarrado con un cadena o algo similar – nunca se recomienda hacer esto ya que convierte a el perro en un animal mas agresivo – la cuerda deberá de ser por lo menos de 12 pies de largo, con cierres que giran de los dos lados para evitar que el perro se enrede o que se le hagan nudos.

Un perro nunca deberá de utilizar una cadena muy apretada a menos que sea durante entrenamiento. Un collar normal para restringir al animal será suficiente—de buen tamaño y ya sea de cuero o de plástico, collar o arnés con cierres o broches. Los perros deben de tener una licencia, etiquetas de la rabia, y microchips todo el tiempo.

Precauciones especiales aseguran que el animal no se va a enredar o crear nudos con su cuerda alrededor de árboles, postes, y columpios de jardín. Asegúrese que el perro no puede escarbar bajo la cerca o saltar la cerca, o caerse de algún nivel alto, de las gradas o de patios elevado, La Asociación de Animales responde a varios casos de perros ahorcados cada año.

CUIDADO CUANDO HACE CALOR

Si decides mantener a tu perro afuera, deberás proveerle con un buen albergue y sombra, y luego mantenerte firme en tu decisión. Es difícil para un perro estar en casa durante el día y afuera en la noche, o viceversa, las inconsistencias debilitan su resistencia y no dejan suficiente oportunidad para ajustarse a los climas extremos de afuera.

En situaciones normales el cuerpo de la mascota mantiene temperatura constante a través de mantener un balance entre el calor que entra y sale de su cuerpo. Si este sistema regulador de temperatura cambia, numerosas condiciones pueden resultar: cansancio debido a las altas temperaturas, calambres a causa del calor e insolación.

A diferencia del hombre y otros animales, las glándulas del sudor de los perros no están bien desarrolladas, así que menos humedad se evapora de la piel; los perros pierden calor principalmente a través de la vaporización de la humedad cuando cesan. Cuando este sistema empieza a fallar, el calor del cuerpo aumenta, el sistema circulatorio y respiratorio son sobre utilizados a tal punto en que el sistema nervioso puede dañarse y puede ocurrir la muerte.

La insolación es una condición donde la mascota se desmaya por la temperatura del medio ambiente y la humedad ha aumentado mas allá del punto en el que los mecanismos del cuerpo puedan controlar la temperatura normal del cuerpo.

Los síntomas se desarrollan cuando la mascota se ha mantenido en un carro cerrado, en una jaula, casa o jaula con piso de cemento y sin sombra, sin ventilación, o agua.

La reacción común en los perros a las altas temperatura es aumentar la velocidad en la que respiran. El paso en el que respiran, lo cual causa un aumento en la pérdida de agua y dióxido de carbono. Exposición prolongada a altas temperaturas y a humedad o ventilación no apropiada causa un desgaste en el mecanismo del perro y pone una sobrecarga en los sistemas circulatorios y respiratorios. Estas condiciones son favorables para el estrés externo a causa del calor.

Los perros naturalmente son capaces de tolerar una variación amplia de temperaturas, cuando la temperatura externa es más de 104 grados Fahrenheit, un desgaste del equilibrio del cuerpo empieza. Daño permanente al cerebro se desarrolla cuando la temperatura aumenta a aproximadamente 108° F.

Señales y complicaciones de insolación incluyen: fallo del sistema circulatorio, daño al corazón y a los músculos, hinchazón del cerebro, falla aguda de los riñones, falla en la habilidad de coagulación de la sangre, destrucción generalizada del tejido. El perro cesara excesivamente, babeara, tendrá un latino rápido pero un pulso débil, piel caliente y seca, temperatura elevada a más de 108° F, membranas mucosas rojas, labios grises y pálidos, diarrea masiva y excesiva. La mascota vomitara, se desmayara y finalmente caerá en una coma y sufrirá un paro respiratorio, resultando en la muerte.

En Utah, la temperatura puede ser templada en la mañana, pero puede cambiar rápidamente y traer fuertes lluvias, y granizo. Si el perro no tiene un albergue adecuado, sufrirá de cambios climáticos extremos hasta que el dueño regrese.

Los dueños de mascotas que trabajan usualmente están al tanto de la sombra cuando se van a su trabajo, pero no consideran el movimiento del sol, y que la sombra pueda que desaparezca dejando al perro expuesto al sol. La sombra puede ser proveída en los patios y espacios para perros. Plantando árboles alrededor del patio creara una excelente sombra, plástico duro o laminas de fibra de vidrio también podrán posicionarse para proveer sombra, pero en áreas donde hay fuertes caídas de nieve estas laminas deberán quitarse durante el invierno para no quebrarse o causar daño.

Otro buen material de sombra es el plástico perforado el cual se puede extender sobre una porción del área donde se mantiene el perro. Esto bloqueara el calor del sol, pero aun permitirá la ventilación, donde un material sólido bloquearía el movimiento del aire. Este material también es fácil de guardar durante el verano.

Investigations